El origen de la violencia

Guernica PicassoPor Blackblog

Cuando hablamos de violencia es muy frecuente, casi inevitable, la aparición de discrepancias y controversias entre los interlocutores. Es posible que esto sea debido a que el término ‘violencia’ se utiliza de forma constante, desde diferentes ámbitos e ideologías, con marcados intereses propagandísticos. Sin embargo la violencia no es ningún término que por sí mismo revista de ambigüedad alguna, pues por naturaleza todas las personas somos conscientes o intuimos cuándo estamos sufriendo algún grado de violencia más allá de cuestiones legalistas o de costumbres sociales. Por este motivo, trataré de abordar esta reflexión lo más asépticamente posible con el objeto de discernir dónde se encuentra realmente el origen de la violencia tanto en cualquier situación concreta como también en el contexto general en el que vivimos hoy. Para ello, prestaremos más atención a ese sexto sentido que, desde nuestros más ancestrales orígenes, nos ha permitido poner en alerta nuestro organismo ante una situación que pudiéramos valorar de agresión hostil, y al mismo tiempo nos despojaremos y evitaremos caer en el relativismo y la confusión en que se sumerge el concepto de violencia bajo la intencional influencia del costumbrismo social, de los valores transmitidos por  las instituciones más influyentes, de la educación recibida, o incluso de las propias leyes.

Sigue leyendo

¡Putos maderos!

brutalidad policial 9

Rafael Narbona

Siempre os he aborrecido. Sois los hijos de la infamia, la primera línea del capitalismo más desalmado, los verdugos de la clase obrera. No importa que cambie vuestro aspecto. Aunque vuestro uniforme transite del negro hitleriano al verde oliva del infausto Duque de Ahumada, vuestra mirada despide invariablemente la misma indignidad. Siempre os ensañáis con el más débil. Desahuciáis a las familias, apaleáis a los trabajadores, los estudiantes y los parados, torturáis en oscuros calabozos, invocando el deber y el patriotismo. Hacéis desaparecer a vuestras víctimas en simas, barrancos o fosas cubiertas con cal viva. A veces, preferís arrojarlas a las aguas negras y profundas del océano.

Sigue leyendo

Prosigue la represión y la criminalización del anarquismo

Detenidos seis estudiantes en Galicia. Otro detenido por el 22M ingresa en prisión. Acoso policial a CNT en Bustarviejo (Madrid)

1395506250171CNT-marchasLa policía ha detenido este lunes a seis estudiantes en relación con las protestas del cerco del pasado 11 de marzo en Santiago de Compostela, que terminaron en un enfrentamiento de los manifestantes y los antidisturbios.Las fuerzas represivas vinculan las detenciones con el movimiento “independentista radical y el anarquismo” y las desvincula de los marineros, como sí el anarquismo fuera una profesión o como si los marineros no pudieran tener ideas anarquistas o como si los anarquistas no pudieran defender los planteamientos de los marineros…

Los seis arrestados están pendientes de pasar a disposición judicial en Santiago de Compostela, una vez se practiquen las correspondientes diligencias. Por otro lado Uno de los detenidos el pasado viernes en la operación policial contra jóvenes acusados de participar en los incidentes del 22-M ha ingresado en prisión provisional y sin fianza. Se suma así al otro joven, Miguel, que la Policía arrestó el mismo día 22 y que fue enviado a prisión ese lunes acusado de lesiones a un agente.

Sigue leyendo

Reflexiones sobre la violencia y la memoria

descarga (3)

Y de nuevo salen a la palestra viejos debates y nuevas revisiones, que han rondado las movilizaciones obreras y populares durante décadas, sobre conceptos como violencia, organización, manipulación o memoria. Resulta incluso incomodo reconocer que estas discusiones se plantean casi de forma cíclica, como si las conclusiones sacadas en cada momento terminaran por olvidarse para volver a empezar de cero una vez más. Ya en 1908, el filosofo francés Georges Sorel, 1847-1922, especulaba en su obra “Reflexiones sobre la violencia”, sobre la diferencia entre la fuerza, entendida como los medios con que un Estado cuenta para coaccionar, controlar y someter a la legalidad a una sociedad, y la violencia, refiriéndose a los mecanismos que el proletariado tiene para contrarrestar y protegerse de esa “fuerza” burguesa y en última instancia derrotarla. En particular, incluso, Sorel pondría especial relevancia en el concepto de Huelga General, al que consideraba principal medio legítimo de la masa obrera para derrocar a ese régimen burgués, a la que interpretaba, por tanto, como una autentica acción de guerra imposible de desprenderse de lícita violencia proletaria. Después de más de un siglo, Sorel también atino casi de forma profética a la hora de referirse al parlamentarismo, en general, y al socialismo moderado, en particular, como medios para la domesticación de la clase obrera, aliados con la burguesía para el mantenimiento de una paz social protegida por la fuerza y prolongada mediante pequeñas concesiones.

Sigue leyendo